Las 10 áreas metropolitanas con más porcentaje de inquilinos que ganan lo suficiente para comprar, están entre el Sur o el Medio Oeste del país

La tasa de propiedad de vivienda cayó recientemente a su nivel mas bajo

A pesar de que las ventas de vivienda se han mantenido, la tasa de propiedad de vivienda ha caído en los últimos años y es la mas baja desde 1965. Sin embargo, un estudio de la Asociación Nacional de Realtors (NAR) reveló las áreas metropolitanas donde los arrendatarios estarían en la capacidad de comprar en ves de rentar.

El estudio reviso el crecimiento del empleo, los ingresos familiares y los niveles de ingresos que califican en las 100 mas grandes áreas metropolitanas del país con el propósito de determinar las áreas con aumentos del empleo por encima del promedio nacional y también la mayor parte de arrendatarios quienes pueden actualmente pagar por una casa. De las 10 áreas metropolitanas con más porcentaje de inquilinos que ganan lo suficiente para comprar, nueve estaban entre el Sur o el Medio Oeste del país incluyendo tres ciudades en Ohio.

Relacionado: Mercado De Vivienda – ¿Un Buen Momento Para Vender O Un Buen Momento Para Comprar?

Según Lawrence Yun, jefe de economía de la NAR, ha habido un aumento significativo en los hogares de renta desde la Gran Recesión, especialmente en las áreas metropolitanas, debido a factores como la creación de empleo y un consiguiente flujo de nuevos residentes. Lo anterior, ha llevado al aumento de la renta en varios mercados por varios años, lo que al mismo tiempo contribuye a que estos arrendatarios no puedan avanzar hacia la compra.

“hay varios mercados asequibles… con una gran parte de arrendatarios que ganan lo suficiente para comprar.”

“Incluso en un momento de expansión de las ventas de viviendas, el crecimiento del empleo estable y tasas hipotecarias históricamente bajas, la tasa de propiedad de vivienda cayó recientemente a su nivel mas bajo en más de cinco décadas mientras que muchos inquilinos se esfuerzan por hacer malabares con rentas crecientes y sin aumento moderado de ingresos “, dijo Yun. “Sin embargo, este nuevo estudio revela que hay varios mercados asequibles, de nivel medio con aumento significativo del empleo y con una gran parte de arrendatarios que ganan lo suficiente para comprar.”

Las 10 áreas metropolitanas principales de relieve en el estudio de NAR estaban todos fuera de la costa oeste y cada una tenía una parte de arrendatarios que califican para comprar, que estaban muy por encima del nivel nacional (28 por ciento).

Los principales mercados con el mayor porcentaje de inquilinos que pueden permitirse comprar una casa son:

Toledo, Ohio    (46 por ciento)
Little Rock, Arkansas    (46 por ciento)
Dayton, Ohio    (44 por ciento)
Lakeland, Florida    (41 por ciento)
St. Louis, Missouri    (41 por ciento)
Columbia, Carolina del Sur    (41 por ciento)
Atlanta    (40 por ciento)
Columbus, Ohio   (38 por ciento)
Tampa, Florida    (38 por ciento)
Ogden, Utah    (38 por ciento)

Según Yun, no es de extrañar que muchos de los mercados con el mayor número de inquilinos calificados para comprar esten en el medio oeste y el sur. El precio promedio de venta de casas usadas en estas dos regiones seguirá siendo menor que el noreste y el oeste, y aunque muchas de estas áreas han sido más lentas en recuperarse de la recesión, las reformas en sus mercados de trabajo locales en los últimos años han empujado sus niveles de contratación igual o superior a la tasa de crecimiento promedio nacional.

la fortaleza del mercado de trabajo local desempeñan un papel fundamental en la decisión de un inquilino sobre si comprar una casa o firmar otro contrato de arrendamiento

“En general, la disponibilidad de viviendas y la fortaleza del mercado de trabajo local desempeñan un papel fundamental en la decisión de un inquilino sobre si comprar una casa o firmar otro contrato de arrendamiento,” añade Yun. “La buena noticia es que otro de los datos de una reciente encuesta de la NAR muestra que aquellos que residen en estas dos regiones fueron los más dispuestos a decir que ahora es un buen momento para comprar una casa.”